Icono del sitio Blog de decoración de Muebles BOOM

Aciertos y errores al decorar un salón pequeño

El salón es una de esas zonas de nuestro hogar que más nos esforzamos por decorar. Debe ser porque pasamos muchas horas en él y porque solemos hacer cosas que nos gustan, como por ejemplo disfrutar de una película o nuestra serie favorita. En cualquier caso, si el espacio escasea, lo que hay que hacer es tener en cuenta consejos como los que vamos a compartir en este artículo.

A continuación te hablaremos de una serie de aciertos y errores que cometemos a la hora de decorar salones en los que no sobra ni un centímetros cuadrados. ¿Te apetece conocerlos? ¡Empezamos!

Acierto: Decoración minimalista

La decoración minimalista es la más apropiada para un salón diminuto. ¿Por qué? Pues porque todo se reduce al máximo y la luz fluye sin problemas, lo cual se traduce en espacios más luminosos que parecen más grandes. Eso sí, no hace falta ser un amante del estilo minimalista al uso, ya que hay otros estilos decorativos, como por ejemplo el nórdico, que toman prestadas muchas características sin llevarlas al extremo.

Error: Decoración caótica

En contraposición de lo que promulga el estilo minimalista, podríamos decir que está el caos, el hecho de no mantener el orden y decorar con todo tipo de objetos decorativos sin miedo a recargar el salón. Hay que evitarlo en la medida de lo posible, por lo que te recomendamos decorar con pocas piezas de las que estés completamente convencid@.

Acierto: Colores claros

Otro tema importante es el que tiene que ver con la elección del color o los colores que queremos para nuestro salón. Es una de las más complicadas, ya que de ello dependerá completamente su estética. Queremos que estés a gusto con los colores que elijas, pero te recomendamos que tengas siempre en mente que los tonos claros son los que más bien le pueden sentar a tu salón si es pequeño. El blanco es el más apropiado, pero también puedes decantarte por otras tonalidades neutras que dan mucho juego.

Error: Colores oscuros

Si los colores claros son un acierto, los colores oscuros son todo lo contrario. Hacen que la sensación de espacio pequeño se acentúe y te impiden gozar de esa luminosidad que puede hacer acto de presencia a determinadas horas del día. Si te gustan los colores oscuros y quieres que estén presentes sí o sí, trata de darles cabida a través de pequeños objetos decorativos que pasen más bien desapercibidos, o que como mínimo no ocupen una gran superficie.

Acierto: Luz natural

Que la luz natural llena de vida cualquier espacio es algo que sabemos desde que nacemos. No hay nada como subir las persianas por la mañana y ver como la luz del sol penetra por la ventana para inundar de luz nuestra casa. Esto es algo especialmente significativo cuando hablamos de estancias pequeñas, así que asegúrate de despejar bien las ventanas del salón para que sea lo más luminoso posible.

Error: Luz artificial

Es cierto que hay lámparas preciosas y que en algún momento del día hay que recurrir a la iluminación artificial. Sin embargo, te recomendamos retrasar al máximo ese momento para que la luz natural sea la gran protagonista. Lo agradecerás a nivel estético y psicológico, y también te ahorrarás un buen puñado de euros en la factura de la luz.

Un último consejo: los muebles

Para terminar, como especialistas en muebles, tenemos que decir que en un salón pequeño hay que valorar que el mobiliario sea funcional, reduciéndolo al mínimo con dos objetivos que siempre deben cumplirse: el de crear un salón acogedor y el de que se pueda circular sin problemas.

Salir de la versión móvil