Icono del sitio Blog de decoración de Muebles BOOM

Cómo decorar una cómoda en el dormitorio

La cómoda es uno de los muebles clásicos que viste el dormitorio. Ofrece capacidad de almacenaje gracias a la organización de sus diferentes cajones. Esta pieza puede convertirse de manera intencional en el punto focal de la decoración de este cuarto. ¿Y cómo realzar la estética de este diseño? A continuación, presentamos esta selección de ideas sencillas.

1. Un espejo

Deja que este complemento se apoye directamente sobre el mueble. Esta tendencia tiene una función principalmente decorativa. Cuida la inclinación de la pieza para realzar esta perspectiva. ¿Prefieres colgarlo en la pared en armonía con esta localización? Entonces, juega con la geometría de un diseño cuadrado, redondo o rectangular.

Crea una composición formada, únicamente, por líneas rectas. O, por el contrario, dibuja un contraste al añadir el movimiento de un espejo en forma de círculo que produce este efecto visual.

2. Lámpara de sobremesa

Este tipo de pieza no solo ilumina esta zona del dormitorio, sino que tiene un importante valor ornamental. Elige un diseño original que aporte calidez a esta habitación de descanso en donde es recomendable mantener una atmósfera relajante. ¿Quieres utilizar otros recursos de iluminación en tu día a día? Las velas también decoran la cómoda.

3. Jarrones de cristal con flores

Este tipo de recipiente permite observar todos los detalles de un ramo de rosas, por ejemplo. Además, el cristal forma un conjunto perfecto con la madera del mueble. Algunas de las ideas que compartimos en este artículo son esenciales para potenciar la iluminación en este rincón: el espejo produce una mayor profundidad, la lámpara de sobremesa es práctica durante la noche y, finalmente, este tipo de jarrón deja ver qué hay más allá del mismo. Quizá quieras crear una composición formada por distintos floreros o, por el contrario, ceder todo el protagonismo a una pieza.

4. Decoración simétrica

Utiliza este esquema para recrear un conjunto ordenado en el que todos los ingredientes mantienen una conexión en el espacio. Define cuál será el eje central de esta composición. Por ejemplo, si sitúas un jarrón en el centro de la cómoda, puedes añadir una lámpara de sobremesa a cada lado de esta ornamentación.

5. Libros

El lugar reservado para los libros va más allá de una estantería. Existen obras que, por algún motivo, tienen un mayor significado para el lector. Quizá el formato de esa obra destaque por su alto contenido visual. En ese caso, la cómoda ofrece un marco único a una publicación sobre arte, decoración, fotografía o paisajes. ¿Quieres seguir un esquema asimétrico a partir de un eje central que divide visualmente el mueble en dos partes? Este recurso puede estar situado a uno de los lados. Crea una composición con dos o tres obras para mantener el orden final sin recargar este entorno.

6. Papel pintado

Elige un modelo que refleje el estilo principal. Esta pared realzará el diseño de la cómoda. Utiliza este recurso para diferenciar este límite del cuarto.

7. Marcos de fotos

¿Cómo realzar la decoración emocional en tu dormitorio? Selecciona una de tus fotografías preferidas y enmárcala en un marco antiguo. Tan importante como la imagen elegida es el portarretrato que inmortaliza un instante.

8. Renueva los tiradores del mueble

Existe una manera sencilla de transformar la imagen exterior de este artículo. Unos tiradores nuevos dan otro aire a los cajones y son muy fáciles de colocar.

9. Un perfume

Los frascos de algunas fragancias son verdaderas obras de arte. La estética de este envase decora este mueble.

Esta selección de ideas para vestir la cómoda del dormitorio es un ejemplo de cómo este mueble es un básico con mucho estilo.

Salir de la versión móvil