Icono del sitio Blog de decoración de Muebles BOOM

Cómo elegir una cama


Aunque todos los elementos que forman parte de una casa son importantes, hay dos muebles que son realmente esenciales: el sofá y la cama. Del primero de ellos ya te hemos hablado en diferentes ocasiones, dándote las claves para escoger el sofá adecuado para tu hogar. Por eso, hoy vamos a centrarnos en las camas, imprescindibles para logar un buen descanso por las noches que nos proporcione la energía necesaria para afrontar los largos días.

Así, escoger la cama es una de las decisiones más importantes que tendrás que tomar a la hora de decorar tu hogar. Si te encuentras en esta tesitura, te serán muy útiles los consejos sobre cómo escoger una cama correcta. ¿Estás preparado? ¡Pues allá vamos!

Estilo

Lo primero que deberás tener en cuenta a la hora de escoger una cama es que, a pesar de que su función decorativa no es la más importante, deberás pensar en el estilo de ésta. En el mercado podrás encontrar camas de todo tipo: bajas, con o sin cabeceros, altas, minimalistas, modernas, vintage…Lo importante es que el diseño esté acorde con el resto de la decoración. Así, para un dormitorio contemporáneo, es mejor que la cama cuente con líneas simples, mientras que si contamos con una habitación de estilo rústico, lo mejor es decantarse por camas de madera.

 

Tamaño

Más allá del aspecto de la cama, deberás tener cuidado con el tamaño de ésta. Así, antes de comprarla deberás tomar las medidas de tu dormitorio y, si aún no tienes una cama, escoger dónde colocarla, pensando en el espacio que dejarás libre para el resto de muebles.

Tipos de camas

Por supuesto, también deberás tener en cuenta que en el mercado encontrarás diferentes tipos de cama. Así, las más sencillas solo dispondrán de espacio para poner el colchón, una solución perfecta si quieres ahorrar. Si prefieres estar más cómodo, deberás optar por un somier, lo que le dará al colchón una base menos rígida, además de más altura a la cama. Y si lo que buscas es más espacio de almacenamiento, lo mejor es que te decantes por una cama con canapé como la que puedes ver en la siguiente fotografía. Con un mueble como éste, podrás ganar espacio extra para guardar ropa de cama, ropa de otras temporadas o cualquier elemento que ocupe mucho espacio fuera.

 

Cabeceros

Otra de las cosas que deberás tener en cuenta a la hora de escoger una cama es el cabecero, que le dará más estilo a tu dormitorio, además de añadir personalidad. Un modelo grande hará que la cama se convierta en el centro de atención, aunque también es importante que no sea demasiado estridente, ya que el dormitorio debe ser un espacio para encontrar la paz. Puede ser una buena idea decantarse por un cabecero tapizado, ya que es muy cómodo para apoyarse. Un buen ejemplo es el cabecero tapizado que puedes ver en la siguiente imagen.

 

Colchones

Al mismo tiempo que escoges la cama, deberás elegir el colchón, dependiendo de tus gustos y, si se da el caso, de los consejos de los médicos, que en algunos casos recomiendan unos u otros materiales.

Camas infantiles

Por supuesto, la elección de las camas infantiles y juveniles es igual de importante que en el caso de los adultos, aunque en este caso se deberán tener en cuenta otros factores. Por ejemplo, en muchas viviendas será necesario contar con camas especiales para espacios pequeños, como literas, camas abatibles, camas compactas o comas nido. Además, al tratarse de niños, podrán escoger opciones coloridas y divertidas.

 

Salir de la versión móvil