Consejos para decorar la habitación del bebé

¿Estás esperando la llegada de un bebé? ¡Pues antes de nada queremos darte nuestra más sincera enhorabuena! Y aunque nuestra intención no es agobiarte, sí que queremos decirte que lo mejor es que prepares la habitación del pequeño mucho antes de que llegue al mundo, con el objetivo de que paséis la última etapa del embarazo tranquilos. Para echarte una mano con esta tarea, hoy vamos a darte unos prácticos consejos para decorar la habitación del bebé. ¿Te apetece acompañarnos?

Escoge colores claros

El primer consejo que queremos ofrecerte es que escojas colores claros para todos los elementos de la estancia, ya que son los más adecuados para ofrecer tranquilidad a los pequeños. En este sentido, son muy adecuados los tonos neutros, que son los que menos cansan y los que mejor combinan con el resto de tonalidades. Además, son muy adecuados los pasteles y el azul. Y es que, debido a que está relacionado con el cielo y el mar, este color es uno de los más relajantes de toda la gama cromática. Así, un dormitorio infantil como el que puedes ver en la imagen, que incluye mobiliario en tonos azules, puede ser perfecto para tu pequeño.

 

Ten muy en cuenta el confort y la seguridad

En muchas ocasiones nos dejamos guiar por la estética, por no hay que olvidar que a la hora de decorar la habitación del bebé hay otras cuestiones más importantes. Por ejemplo, hay que tener en cuenta que durante sus primeros meses de vida, el pequeño pasará la mayor parte del tiempo dormido, por lo que deberemos asegurarnos de que el tiempo que esté en la cuna esté cómodo. En este sentido, la elección del colchón es fundamental, así que no deberás reparar en gastos. Además, la cuna deberá ser resistente y segura para que el pequeño no pueda correr ningún tipo de riesgo. En cuanto al tema de la seguridad, también es importante evitar objetos pesados sobre la cuna.

Incluye espacio de almacenamiento

A la hora de decorar la habitación de tu bebé también deberás pensar en los espacios de almacenamiento. Y es que, a medida que vaya creciendo, el pequeño irá acumulando más y más cosas. Así, lo que te recomendamos es que optes por un buen armario que pueda servir para guardar las cosas del niño durante mucho tiempo. Además, si tienes espacio suficiente en la habitación, no dudes en colocar otros muebles que permitan almacenar, como las cómodas o los baúles jugueteros. Eso sí, no te pases a la hora de colocar muebles en la habitación, ya que podrías generar una sensación de agobio nada adecuada.

Cuna moderna

Un asiento cómodo

Si tienes metros de sobra en la habitación, no dudes en colocar un asiento cómodo, ya que puede que tengas que pasar muchas horas sentado con el bebé en brazos. En este sentido, puedes escoger una mecedora, un sillón, un sofá… Todo depende de tus gustos personales y del espacio disponible.

Escoge muebles convertibles

Si quieres que los muebles de tu bebé duren muchos años, deberás optar por las piezas de mobiliario que vayan adaptándose al ritmo de crecimiento del bebé. Aunque son más caras, a la larga salen a cuenta.

 

Iluminación, ventilación y limpieza

También es importante que la habitación está bien iluminada, escogiendo una luz cálida que no estrese al pequeño. Por supuesto, también deberá estar bien ventilada, con el objetivo de evitar los ácaros y la humedad. En este sentido, es esencial que limpies la habitación bastante a menudo. Además, te recomendamos que durante los primeros meses de vida del pequeño evites las alfombras para evitar la concentración de suciedad y polvo.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

Mediante el envío de mis datos personales confirmo que he leído y acepto la política de privacidad.

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.