Consejos para refrescar tu dormitorio en verano

Decoración marinera

Sí, es todo un clásico y está claro que no podía faltar. La decoración marinera es ideal para el verano, y en el dormitorio nos sobran las ideas para convertirlo en un lugar más cercano al mar de lo que imaginas. ¿Cómo? Decorando con faros, con estrellas de mar, con tortugas, con un timón… Te aseguro que no te van a faltar ideas, ya que lo mejor de todo es que todos esos motivos marineros pueden aparecer de formas variopintas: en un espejo, en una figura, en una vela, en un jarrón, en un portavelas… Seguro que encontrarás multitud de elementos perfectos para la época más calurosa del año.

El azul por bandera

Siguiendo un poco la línea de lo que tiene que ver con lo marinero, es evidente que el color azul debería ser el protagonista de tu dormitorio. Combinado con el blanco queda genial, así que en función de tus gustos puedes decidir cómo repartes el protagonismo entre ambos colores. Además, el azul puede ser celeste, marinero o turquesa, algo que dependerá de tus gustos principalmente. El turquesa es el tono más veraniego de todos, pero no podemos negar que el azul marino es elegante y el azul celeste es tremendamente dulce.

Textiles ligeros

No solo hay que plantearse los motivos y los colores, sino que también hay que pasar a la acción con los materiales. Y claro, en ese sentido tenemos que irnos a los textiles para iniciar una revolución que es imprescindible verano tras verano. Al igual que cambiamos la ropa del armario cuando llega esta estación del año, también deberíamos hacer lo mismo con los textiles del dormitorio y de otras estancias de nuestro hogar. Hay que despedirse de los elementos más mullidos que tanto calor nos han dado a lo largo del año, para decantarse por textiles más ligeros en todos los sentidos. Debes aplicar el cambio a los cojines, a la ropa de cama, a las cortinas, a las alfombras… Todo cambia por un tiempo con el mismo objetivo.

Flores y plantas

No hay mejor época del año que el verano para decorar con flores y plantas. Hay que saber escoger las especies que se van a colocar en el dormitorio, eso es cierto, pero no hay que tener miedo ni con los colores ni con el aspecto que pueda tener el dormitorio tras colocarlas. Aportan mucha alegría y también aportan otra serie de beneficios como el que tiene que ver con el aire que se respira, que es mucho más puro gracias a la fotosíntesis. Las plantas recogen el dióxido de carbono y lo transforman en oxígeno, algo que se ha demostrado que es muy positivo, motivo por el cual se recomiendan para todas las estancias del hogar.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

Mediante el envío de mis datos personales confirmo que he leído y acepto la política de privacidad.

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.