Icono del sitio Blog de decoración de Muebles BOOM

Muebles de cocina blancos con tiradores negros: un look atemporal

El mobiliario de cocina decora una estancia tan importante como esta. Y, además, cada compartimento aporta el espacio de almacenaje necesario para organizar los utensilios, los electrodomésticos pequeños, la vajilla, las sartenes, la despensa y otros productos.

La ilusión de un proyecto de reforma crece al compás de la inspiración de las distintas propuestas creativas. Tras valorar las ventajas e inconvenientes de cada idea, surge la elección final. Pues bien, existe un esquema de decoración sencillo, elegante y actual: los muebles blancos completados con tiradores negros son atemporales.

1. Más luz en cocinas grandes y pequeñas

El blanco es el color principal en esta combinación. El frente claro de los armarios realza la luminosidad de cualquier cocina. Este acierto decorativo eleva la amplitud en las estancias mini. Aquellas en las que conviene planificar hasta los más pequeños detalles para que el resultado final sea más atractivo.

2. Los tiradores destacan todavía más sobre un fondo claro

Cada característica del armario puede ponerse en conexión con el resto de propiedades. Y los tiradores, que tienen una función práctica ya que sirven para abrir las puertas, también son muy estéticos. La presencia decorativa de un formato elaborado en color negro sobresale todavía más sobre el contraste de un fondo blanco.

3. Un binomio muy elegante

Cuando planificas un cambio en la decoración de esta estancia de tu casa, defines aquellos objetivos realistas que guían este proceso. Disfrutar de un entorno elegante es una expectativa posible. Existen numerosas combinaciones de color que puedes emplear para vestir este escenario. El blanco y el negro, tonos que describen el mobiliario que analizamos en este artículo, aportan un toque de sobriedad a este ambiente. Estos colores no pasan de moda en decoración. Triunfan a nivel individual y, también, cuando forman este binomio tan favorecedor.

4. Combinación con otros materiales

Aunque estos sean los tonos principales de una cocina con encanto, es posible añadir otros materiales para definir un look acogedor. Por ejemplo, una mesa de madera redonda, cuadrada o rectangular con sillas a juego. Este mueble decora la zona de comedor en aquellas casas en las que la familia prefiere comer y cenar en esta estancia. Por otra parte, la vitrina es un tipo de mueble muy favorecedor porque da visibilidad a los detalles de una vajilla bonita. El mármol es uno de los materiales que eleva la decoración de una cocina en blanco y negro.

5. Comodidad y belleza

Los tiradores matizan el frente de los muebles. La perfecta ubicación de este medio facilita la apertura de puertas y cajones. El diseño del tirador puede estar alineado con las propiedades generales de los armarios. Por ejemplo, un mueble de líneas rectas se completa con una pieza que muestra esta tendencia. Pero el contraste de la decoración de un armario blanco con tiradores en negro no solo puede poner el acento en el color, sino también en la forma. Sobre la base de un mueble de líneas rectas, es posible destacar las curvas de un tirador más llamativo.

6. La originalidad de una propuesta clásica

Una cocina diseñada de este modo no tiene por qué presentar un aspecto poco sorprendente o excesivamente previsible. La amplia variedad de diseños de tiradores y de muebles, te permite elegir aquellos que reflejan tu gusto personal.

Esta propuesta de decoración es actual, y su esencia nunca pasa de moda. Es ideal para vestir con estilo una casa de campo, un piso en la ciudad o una segunda residencia. Una reforma de este tipo es un proyecto a largo plazo. Y la estética de los armarios blancos con tiradores negros tiene una larga vida.

Salir de la versión móvil