Icono del sitio Blog de decoración de Muebles BOOM

Ventajas de las mesas extensibles

Mesa comedor extensible de cristal blanco o negro
Puede que tras el sofá y la cama, la pieza de mobiliario más importante del hogar sea la mesa del comedor. Sin embargo, la función de esta mesa ha cambiado mucho a lo largo de los años. Así, mientras que años atrás se utilizaba para realizar todas las comidas diarias, hoy en día en muchos hogares tan solo se utiliza los fines de semana y/o en ocasiones especiales. Entre semana, muchos comen fuera de casa o deprisa y corriendo en la cocina, y cenan frente a la tele sobre la mesa de centro. Eso sí, a pesar de que la utilices menos que antes, deberás tener cuidado a la hora de escoger esta pieza.

En el mercado podrás encontrar todo tipo de mesas de comedor: grandes, pequeñas, fijas, de madera, de cristal… Para echarte una mano con la elección de esta pieza tan importante del hogar, hoy vamos a hablarte de las de las ventajas de las mesas extensibles. ¿Te apetece acompañarnos?

Prácticamente no ocupan espacio cuando están cerradas

Los muebles multifuncionales están teniendo cada vez más protagonismo en los hogares y lo cierto es que no es de extrañar, ya que las viviendas son cada vez más pequeñas. Entre las piezas extensibles más vendidas encontramos las mesas de comedor, que pueden desplegarse para hacerse más grandes o plegarse para ocupar menos sitio. Como comprenderás, esto supone un montón de ventajas. La primera de ellas es que mientras no se está utilizando, el mueble ocupa una parte pequeña de la estancia, sin saturar el ambiente, algo que no ocurre con las mesas fijas. Puedes ver un ejemplo en la mesa de comedor extensible que te mostramos a continuación.

Para todo tipo de familias

En cambio, las mesas extensibles pueden llegar acoger a muchos comensales (dependiendo de la medida que escojas) cuando están abiertas. Desde luego, esta es una fantástica opción para todo tipo de familias. Para parejas, por ejemplo, resultan ideales, ya que mientras que durante el día a día pueden disfrutar de la mesa de comedor pequeña, que no ocupará prácticamente espacio, durante los fines de semana o en ocasiones especiales, cuando los jóvenes suelen tener visitas, podrán acoger a todos sus amigos. En familias numerosas, por ejemplo, hay que tener en cuenta que durante la semana la mayoría de miembros no pueden comer juntos por culpa de los horarios (el trabajo, el colegio…) y solo coinciden durante sábados y domingos. Por eso, no merece la pena contar con una gran mesa fija que solo va a utilizarse un par de días a la semana y el resto del tiempo va a estar desaprovechada.

De todos los estilos

Otra de las grandes ventajas de las mesas de comedor extensibles es que pueden encontrarse en todos los estilos decorativos posibles, así que no te costará encontrar la que encaje en tu comedor: modernas, clásicas, vintage, rústicas, minimalistas… Por supuesto, lo mismo ocurre en cuanto a materiales, colores, formas y tamaño.

Muy fáciles de extender

Lo bueno de las mesas extensibles de hoy en día es que son muy fáciles de agrandar, ya que los fabricantes de muebles se han puesto las pilas con este tipo de muebles. De hecho, en muchos casos es posible, incluso, obtener diferentes extensiones, como la consola convertible que puedes ver en la siguiente fotografía, que puede llegar a extenderse hasta los 2 metros, ocupando el espacio de una pequeña consola al estar cerrada.

 

Seguras

Si la idea de la mesa extensible no te acaba de convencer por el tema de la seguridad, debes estar muy tranquilo, ya que los diseños que pueden encontrarse hoy en día en el mercado están bien anclados cuando se extienden, así que no hay de qué preocuparse.

Salir de la versión móvil